Los escritores de viajes siempre hablan de lo que uno debe hacer cuando se viaja. Todas las atracciones y cosas que podemos hacer. Pero, ¿y qué pasa con todas las cosas que no deberíamos hacer? Hay un montón de errores que los viajeros hacen y los llevan al derroche de dinero, tiempo perdido y oportunidades perdidas. Es fácil decir lo que a hacer, pero a veces olvidamos mencionar el que no hacer.

Hoy, quiero compartir algunos de los errores comunes de viaje que ustedes debe evitar. He hecho muchos de estos errores en el pasado, pero haciendo las cosas mal te muestra cómo hacerlo bien.

Si evitas estos errores comunes, podrás viajar más barato, más inteligente y disfrutarlo mucho más.

1.- NO comas cerca de un atractivo potente.
cafes caros
La comida cerca de cualquier atracción importante va a ser el doble del precio y la mitad del sabor de lo que encontrarás en otros lugares. Los restaurantes saben que la gente no va a volver, no tienen porque preocuparse de la calidad.

Sin embargo, locales y restaurante en los entornos de los atractivos deben ser de alta calidad o bien la gente dejará de ir allí. En vez de comer en una trampa para los turistas, caminar al menos cinco cuadras hacia las afueras. Cuanto más lejos estás, más locales, más barato y más sabrosa la comida. Usar sitios como Yelp, Foursquare, OpenRice para averiguar lo que los lugareños ofrecen, es muy valioso si no te sientes cómodo escogiendo restaurantes al azar. Evita restaurantes con menús brillantes en varios idiomas. Es un signo seguro de una trampa para turistas.

Otra gran manera de encontrar restaurantes locales es entrar a los albergues y preguntarles lo que es bueno. Incluso si no vives allí, son una riqueza de información y generalmente te guían por la dirección correcta!

2.- NO Cambies dinero en el Aeropuerto.

Recibirá las peores tasas de cambio si lo haces. Para obtener las mejores tarifas, utiliza un cajero automático. Esta es la mejor forma para evaluar la tasa interbancaria de intercambio que puedes conseguir y asegurar que no te engañen.

Nunca dinero en efectivo a menos que lo tengas. Una vez tuve que cambiar dinero en efectivo en un aeropuerto cuando mi tarjeta de cajero automático no funcionaba, pero era una emergencia. Si necesitas cambiar dinero, intentar hacerlo en un banco del centro de la ciudad donde obtendrás mejores tasas y menores tarifas.

 

3.- NO uses tarjetas de banco con tasas.

tarjeta de credito

No me gusta darle a los bancos mi dinero. Más bien lo utilizo para viajar, y hace ya años que llevo pagando una cuota de banco. Conseguir en un banco una tarjeta de crédito que no tiene cargos de transacción extranjera para evitar costos de ATM y otros recargos es la mejor opción. En los Estados Unidos, mi favorita es Plus World Mastercard, una tarjeta de crédito con cargo por transacción más simple porque pueden ganar puntos con ella. Hay un montón de opciones de no costo por ahí así que asegúrate de mirar alrededor.

4.- NO busques viajes solo en los motores de búsqueda más conocidos.

Todos los motores de búsqueda tienen puntos ciegos, sin importar dónde estés en el mundo, pero limitando tu búsqueda a sólo los grandes buscadores, estás reduciendo la posibilidad de encontrar un buen trato. Muchos sitios no cuentan con compañías más pequeñas o portadores de temporadas. Mientras que ninguna página de Internet de búsqueda de vuelo es el mejor 100%, evitar pegarse Expedia o Kayak, amplia tus horizontes. Me gustan Google vuelos, Skyscanner y Momondo y siempre comienzo con los tres cuando busco vuelos baratos.

5.- NO evites tu seguro de viajes.

Puede parecer un costo agregado ridículo, pero un viaje se trata de lo desconocido, y nunca se sabe lo que puede suceder en el camino. Puedes romperse una pierna, perder una cámara, o salir de un país a causa de un desastre natural. El seguro de viajes te protege cuando estas en el extranjero y no debe ser evitado, es lo más inteligente que puedes conseguir. Está allí para protegerte en emergencias médicas y no médicas. Si algo te ocurre y no tienes seguro, puede costar miles de dólares en gastos de tu bolsillo.

6.- NO descartes los hostales.

hostales

Mucha gente piensa que todos los albergues tienen instalaciones malolientes, sucias, lleno de desorden que están dirigidas a estudiantes universitarios pobres. Es un estereotipo común, perpetuado en la televisión y en películas durante los años. Mi mamá siempre se horroriza cuando le digo que me quedo en Hostales. Hoy en día, la mayoría de los albergues son más limpios que la mayoría de los hoteles! Ofrecen una variedad de comodidades, de mesas de billar para salas de cine, Xbox, ordenadores de uso gratuito y lavandería, así como viajes organizados, excursiones, conexión Wi-Fi y habitaciones con dormitorio privado, pequeños espacios para familias, parejas o adultos mayores que desean un alojamiento asequible y una comunidad de viajes sin el costo de un hotel. El moderno albergue está no sólo para mochileros baratos sino que también para quienes quieran participar en una comunidad. Son centros para personas de ideas afines y amante de los viajes.

7.- NO evitar las redes de hospitalidad.

Redes de hospitalidad como Couchsurfing y Servas son agradables para viajeros para quedarse con los locales gratis y también intercambiar historias y participar en el intercambio intercultural. En primer lugar, no siempre obtendrás un sofá. En segundo lugar, no sólo para los viajeros individuales. Y Muchas familias viajan usando esto como una manera de conocer a otras familias de todo el mundo y exponer a sus hijos al mundo. Es bueno tener un lugar para quedarse, pero el real beneficio de esto es la capacidad de conocer y hacer amigos con personas de diferentes lugares y ganar conocimiento de información privilegiada acerca de su destino. He hecho muchos amigos a través de estas redes. No se les olvide!

En Chile tenemos una plataforma con la que podamos sacarle provecho, se llama lluqi.com, pensada para que viajeros escojan su próximo destino y se alojan gratis en algún hostal a cambio de ofrecer su ayuda en tareas que el local requiera. Es una gran oportunidad para conseguir alojamiento, comidas y otros servicios gratis.

8.- NO tomes taxis

no tomes taxis

Los taxis siempre son caros. Evitalos. La única vez que vale la pena utilizarlo es dividiendo la tarifa entre muchas personas o a la hora en algún lugar muy tarde en la noche. Utiliza el transporte público tanto como sea posible.

9.- NO seas apretado pero tampoco gastes mucho.

tacaño

Como dicen, el tiempo es dinero y, ya que los viajeros tienden a tener más tiempo que dinero, ahorran dinero a expensas de tiempo. Sin embargo, tu tiempo vale algo. ¿Puedes ahorrar $2 dolares por caminar en lugar de tomar el bus, pero si te lleva una hora extra para llegar a donde vas, realmente vale la pena? ¿Puedes ahorrar $30 por tomar un vuelo con dos conexiones, pero ese ahorro vale la pena cuando sabes que vas a llegar cansado? Los viajes de corto presupuesto no es una carrera que puedas llevar hasta el fondo. Se trata de ser inteligente con tu dinero y tiempo. Evita perder tanto tiempo cómo evitar perder dinero.

10.- NO reserves tu viaje demasiado temprano.

Entiendo que es fácil entusiasmarse con tu viaje y, para hacerlo sentir real — enseguida  reservas tu vuelo, hostal, hotel o resort. Se hace y se va! Pero eso es un error. Tu serás la persona que terminó pagando más que otros. Cuando se trata de viajar, el madrugador no siempre consigue el gusano. No seas demasiado ansioso. Espera las ofertas.

Para tu vuelo, espera unos tres a cuatro meses antes de tu viaje. Esto es cuando las líneas aéreas comienzan a levantar o basados en la demanda, los precios más bajos. Para cruceros o para grupos de turistas, espera hasta el último minuto. Las empresas tienen que llenar botes y excursiones, que ofrecen increíbles ofertas de última hora para llenar espacio, nadie quiere comprar un ticket con un barco medio lleno.

11.- NO evites las oficinas de información turística.

i-site

Siempre me sorprende cómo pocos turistas visitan las oficinas de turismo local. Siempre es mi primera parada en cualquier viaje. Tienen asesoramiento en información alejada de los itinerarios, festivales y eventos actuales que no van a encontrar en cualquier guía. Tu trabajo es literalmente saber todo sobre dónde estás. Les pagan para ayudarte. Al llegar a una ciudad nueva, asegúrate de dirigirte a la oficina de turismo y pedir información sobre qué ver y hacer, y dónde están las ofertas. Tienen mapas y tarjetas de descuento, y pueden ayudar en alojamientos.

Evitando estos errores comunes te ayudará a dejar de perder dinero, ahorrar tiempo, encontrar caminos más gratificante y experiencias de viaje más barato y ser un mejor viajero. Personas que siguen las guías y sólo “haga clic y vaya” cuando reservan en línea terminan pagando más. Si pones un trabajo extra, ahorraras en grande y cuanto menos gastas, más puede viajar!

Se inteligente, ser ahorrativo y aprende a viajar con facilidad.

¿Quieres compartir tus datos y consejos? ¿Tienes alguna pregunta? ¡Escríbenos para hacer preguntas, conseguir respuestas y compartir tus viajes!